lunes, 6 de julio de 2015

"Ayúdame estoy atrapado en una fábrica"

Un mensaje en el tapón de unas botellas desató el nerviosismo."Ayuda, estoy atrapado en una fábrica", decía el texto. Los usuarios de las redes sociales, temiendo por el bienestar de los trabajadores, convirtieron el fenómeno en viral, aunque no parece ser más que una ingeniosa campaña de marketing.

Los mensajes estaban en la parte interior del tapón, en la zona reservada a la fecha de caducidad, lo que llevó a muchos a pensar que había un operario que estaba desesperado para aliviar su situación en una línea de producción.

Los mensajes pidiendo una explicación llenaron la página de Facebook de SoBe, una marca que es propiedad de PepsiCo. Viendo que su campaña había resultado una apuesta fallida y que la gente se estaba volviendo en su contra, los responsables de la compañía decidieron publicar un mensaje de disculpa.

"Hola, sentimos que nuestro eslogan en los tapones haya causado preocupación, sin duda no era nuestra intención. Estas palabras estaban destinadas a provocar a nuestros consumidores una pequeña sonrisa o hacer una pausa para la reflexión, sin que se ofendan, mientras disfrutaban de su bebida favorita SoBe", escribieron.

"Estamos pensando en retirar esta consigna de las tapas, aunque necesitaremos un tiempo porque aún existe stock en el mercado", añadieron
.

No hay comentarios:

Publicar un comentario