sábado, 28 de febrero de 2015

Las ventajas de "soñar despierto"

Al realizar una tarea monótona y repetitiva, es normal que la mente empiece a deambular. Sin embargo, soñar despierto no sólo ayuda a combatir el aburrimiento, de acuerdo con investigadores de la Universidad Bar Ilán, en Israel, incluso podría representar una ventaja cognitiva en la ejecución de tareas.

El nuevo estudio es el primero en demostrar que un estímulo eléctrico externo puede provocar que soñemos despiertos, es decir, que produzcamos pensamientos y asociaciones autodirigidos espontáneos. Además, comprueba que una mente errante, contrariamente a lo que se podría esperar, ayuda a realizar exitosamente tareas determinadas.

Los científicos trataron a un grupo de participantes con estimulación transcraneal de corriente directa (tDCS), un procedimiento no invasivo e indoloro que utiliza electricidad de bajo nivel para estimular regiones específicas del cerebro, en este caso, el lóbulo frontal. Simultáneamente, los participes debían completar una serie de tareas.

El equipo descubrió que la estimulación eléctrica no sólo propiciaba el soñar despierto, sino que una mente errante de hecho ayudaba a las personas a realizar exitosamente las tareas asignadas.

Este sorprendente resultado podría deberse a la convergencia de los mecanismos que controlan la función ejecutiva y aquellos que posibilitan los pensamientos espontáneos autodirigidos dentro de una sola región cerebral. Durante las últimas décadas, se ha demostrado que el soñar despierto involucra varias partes del cerebro, por lo que esta red podría influenciar la creatividad y el humor.

La técnica empleada en el estudio, publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences, algún día podría ayudar a los neurocientíficos a entender el comportamiento de las personas exhibiendo actividad neuronal anormal. Además, podría ser útil en el estudio de otros comportamientos cognitivos como la concentración o la habilidad de realizar múltiples tareas a la vez.

No hay comentarios:

Publicar un comentario